A la izquierda, el fotógrafo Unai Endemaño, autor de la expo del bar Herre 74, y a la derecha Mikel González, el gran factótum del sello-promotora-webzine Cosmic Tentacles.

Cosmic Tentacles: El origen del Cosmic Fest

el bafle 15/03/2017 11:22 |0

Mikel González es un buen aficionado al rock más underground que, movido por su entusiasmo, se ha enredado en actividades que alegran la vida de otros aficionados: la edición de una revista digital, la publicación de discos y la organización de conciertos, todo bajo el nombre ‘Cosmic Tentacles’

El santurtziarra basado en Vitoria Mikel González es un sincero fan del rock oscuro, del metal extremo, de la psicodelia transportadora y de las lecturas de Lovecraft, entre otras cosas. Como únicamente logra una minoría de fans que no pierden el entusiasmo durante el camino, Mikel comenzó publicando un webzine (un fanzine en Internet) al que llamó Cosmic Tentacles, y desde ahí sus actividades y gustos se han ido irradiando por otros campos: la peligrosa organización de conciertos y la siempre arriesgada publicación de discos. Todo sin ánimo de lucro, ¿eh?

Su labor más conocida es la organización del festival vitoriano Cosmic Fest

Tras dos ediciones en el ya clausurado bar Ibu Hots, Mikel saltó a los conciertos de tamaño medio alquilando la sala Hell Dorado de Vitoria en 2016, donde montó un festival de dos jornadas que reunió a ocho grupos: Aathma, Santo Rostro, Tutan Come On y Orthodox el viernes, y Atavismo, Hela, Arenna y The Soulbreaker Company el sábado, cuando consiguió agotar el aforo.

Ojalá suceda lo mismo esta cuarta edición en el Hell Dorado (entrada diaria 15-18 €, bono dos días 25 €), con estos paneles horarios: el viernes con Wormed (00.05 h), Altarage (23.00 h), Foscor (21.45 h) y Aathma (20.30h), y el sábado con Arenna (00.05 h), Mars Red Sky (22.35 h), Santo Rostro (21.30 h) y Pylar (20.30 h). Sí, tres nombres se repiten. No importa, si molan.

Además, el cuarto Cosmic Fest tendrá otro punto de reunión en el bar del casco viejo vitoriano Herre 74, donde nuestro amigo Unai Endemaño ha colgado una exposición fotográfica disparada de conciertos, y donde el sábado por la mañana, a la hora del vermú y en acústico, oficiarán Otus (voz de Aathma) e Ian Mason (voz de Wizards).

Preguntemos unas cosillas acerca del sello discográfico y demás a Mikel.

¿Se puede vivir de un sello discográfico minoritario, de un webzine y del diseño? ¿Se puede ingresar lo suficiente en unos tiempos donde el público, el mercado, no tiene costumbre de pagar? Ahí tenemos como ejemplo vuestra página de Bandcamp, donde ahora mismo estamos pinchando a Neila, su disco 'Tronos ardiendo'

Exceptuando mi labor de diseñador gráfico, que sí paga parte de las facturas, todo lo demás, el webzine, el sello y la promotora de conciertos, queda fuera de la esfera de lo lucrativo. Primero porque no da para ello: con los discos vendidos se recupera lo invertido y el pequeño beneficio se invierte en la siguiente edición del sello. Y segundo, por una decisión ética, política si se quiere, de que sea así. Cosmic Tentacles es una pequeña aportación al destartalado pero bello underground musical, no es una empresa.

Pues hay quien se gana la vida en el underground. En lo minoritario y bastante marginal.

En la escena underground la gente sigue comprando discos y acudiendo a conciertos. El problema en todo caso es el tamaño de esa escena, que en el Estado español no es tan potente como en otros países con más décadas de cultura musical y experiencia a sus espaldas. Lo cual también tiene su parte positiva, pues se trata de una escena heterogénea, inquieta y libre de fundamentalismos.

El sello discográfico, así como el webzine y la promotora, se llaman Cosmic Tentacles, una nombre está inspirado por Lovecraft. ¿Tienes actividad en el extranjero, intercontinental incluso?

Trabajamos principalmente dentro del marco estatal, pero hemos llegado a un acuerdo de distribución con un par de sellos de Europa del Este y la idea es continuar en esta línea. También hay discos, como el de Buio Mondo, que han funcionado muy bien fuera, sobre todo en Estados Unidos. Mediante la promotora de conciertos y el webzine sí hay más contacto con el extranjero. Es habitual que nos escriban bandas estadounidenses, europeas y sudamericanas interesadas en tocar por aquí o en que escribamos reseñas de sus trabajos.

¿Cómo decides a qué grupos editar en el sello Cosmic Tentacles?

Surge de manera natural. Suelen ser grupos a los que ya les he organizado conciertos o les he reseñado algún trabajo, y de ese contacto previo emana la colaboración. También surgen a través de otros sellos amigos, pues la gran mayoría de los lanzamientos los hacemos entre varias discográficas para poder afrontar el desembolso económico que supone una edición física, generalmente vinilo.

¿Qué tratos sueles alcanzar?

El trato es muy sencillo. Según el dinero aportado, a cada sello le corresponden equis copias, que son las que tiene a su disposición para vender. No hay más misterio, al menos en el humilde plano en el que nos movemos.

¿El sello Cosmic Tentacles va ya por las 12 referencias discográficas, las colgadas en el Bandcamp?

Eso es. El webzine y la promotora nacieron en 2012, pero desde que empezó el sello en verano de 2014 he ayudado a editar 12 discos. La verdad que estoy muy satisfecho con el ritmo de edición. Para un sello como Cosmic Tentacles, sacar cuatro referencias al año es un triunfo.

Y tanto. ¿Y cómo resiste, cómo compite, como se abre paso un webzine en el maelstrom de las redes sociales, adonde vierten continuamente contenidos informativos desde multinacionales hasta blogueros individuales, pasando por periódicos regionales como este?

Principalmente el webzine sobrevive por la calidad de las reseñas, por dedicar tiempo a cada disco en vez de intentar cubrir inútilmente todo lo que ocurre en el panorama musical. Nunca he tenido tiempo ni ganas de criticar los discos que no me dicen nada, ni de convertir la web en un mero noticiario. Cuando alguien acude a Cosmic Tentacles ya sabe que va a encontrar mis reflexiones acerca de los álbumes que me han enamorado. Éstas serán más o menos acertadas, pues al final es una mera opinión personal, pero creo que tanto el público como las bandas valoran el tiempo que hay detrás de esas reflexiones. También ayuda el feedback con otras publicaciones, pues además de en Cosmic Tentacles he colaborado con la web Diablo Rock y la publicación Karate Press dirigida por Luis Boullosa.

¿Eres sólo un fan de a pie o además eres músico?

Toco la guitarra muy rudimentariamente y estoy trasteando últimamente con la electrónica. Pero como nunca se me ha dado muy bien el trabajo creativo en equipo, la cosa siempre se ha quedado en la esfera privada. Vamos, que soy torpe e inaguantable al mismo tiempo, ja, ja, ja…

Hablando del Cosmic Fest, que se celebra este fin de semana su cuarta edición. El año pasado nos decías que no hacíais distinciones entre estilos musicales a la hora de programar el orden de los grupos. Sin embargo, esta vez se han separado los bolos en dos jornadas diferenciadas: una de metal y otra de lisergia.

Correcto. Hasta esta edición las bandas no se distribuían en base a géneros musicales, apostábamos por un eclecticismo que es también seña de identidad de Cosmic Tentacles. Este año, sin embargo, queríamos incluir a bandas provenientes del extremismo metálico más diverso (death metal, black metal, sludge...), y se perdería coherencia de haberlas mezclado con las de la segunda jornada, más enfocada al stoner rock y la psicodelia.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Noticias relacionadas

Lo más

COMENTARIOS

©ELCORREO

Utilizamos “cookies” propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle publicidad, contenidos y servicios personalizados a través del análisis de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Más información y cambio de configuración..

x